13.11.13

Disco 2000

Llegó el domingo y la hora de partir esperando un hasta luego. Nos costaba trabajo desprendernos, abandonar la cama, tu casa. Me llevaste a la central de autobuses pero no alcancé la corrida que me permitiría llegar a tiempo al trabajo. [Era la época en que los fines de semana iniciaban y concluían con tu nombre.]
El camión se iba por la carretera federal y paraba en varios poblados. Me dijiste que intentaríamos alcanzarlo en tu auto y emprendimos el viaje. Una hora y un intento fallido después logramos el objetivo. Hasta nos dio tiempo de tomarnos unas fotos en las que sonreímos con mucho entusiasmo, sin importar que nos veríamos una o dos semanas después.
Ahora ya no tienes ese auto. Ahora ya no estamos juntos. Pero si cierro los ojos y pienso en ese día, como ahora lo hago, me veo volteando a verte mientras manejas, con tu cabello largo alborotado por el viento. Cantas y sonríes mientras el paisaje verde pasa de prisa, y Jarvis Cocker nos invita a conocernos en el año 2000.

No hay comentarios: